Fiscalía solicitó a la Municipalidad de Lima acciones sobre aceite de restaurantes vertido en desagües

El Ministerio Público también formuló recomendaciones a la Municipalidad de Lima sobre el tratamiento de estos residuos con el objetivo de proteger el medio ambiente y la salud pública.

Un total de 50 mil restaurantes formales en Lima producirían altas cantidades de galones de aceite usado-quemado sin un plan de desecho. | Fuente: Foto: Andina

El Ministerio Público solicitó a la Municipalidad Metropolitana de Lima que informe sobre las acciones adoptadas para el control y monitoreo del aceite usado o quemado, que se produce diariamente en restaurantes y es vertido por cañerías.

El pedido, formulado por la fiscal provincial titular María Rodríguez Fernández, se sustenta en el Decreto Legislativo N° 1278, que aprueba la Ley de Gestión Integral de Residuos Sólidos y la Norma Sanitaria para Restaurantes y Servicios Afines de la Dirección General de Salud Ambiental.

Esta última norma otorga a las municipalidades competencia regulatoria y normativa, de gestión, de supervisión, de fiscalización y sancionadora en el ámbito de su jurisdicción, para efectos de realizar un adecuado manejo de los residuos a su cargo; entre los cuales se encuentra prevista la obligación del recojo del aceite usado.

Recomendaciones

El Ministerio Público recomendó al municipio capitalino establecer el requisito de diseño de un protocolo o plan de gestión de residuos para el otorgamiento de licencia de funcionamiento de los restaurantes y similares.

Asimismo, incluir el rubro de contar con el protocolo o plan de gestión de residuos en la ficha técnica municipal de inspección sanitaria. Y la implementación de un servicio de recojo de aceites usados-quemados. Además de establecer convenios con empresas especializadas en dicho rubro.

La acción se enmarca en el ámbito de protección de los intereses difusos, específicamente en la protección del medio ambiente y la salud pública.

La decisión de la Fiscalía fue adoptada luego que un medio local revelara en el 2017 que 50 mil restaurantes formales en Lima producen diariamente muy altas cantidades de galones de aceite usado-quemado. Estos locales comerciales carecen de un plan o protocolo para darle destino al residuo que daña el sistema de tuberías de la ciudad, pues es vertido a las cañerías y desagües. Los desechos generan impacto contaminante en los ríos y el mar.

¿Qué opinas?