Emergencia
La mujer falleció de un paro cardiaco luego de que la ambulancia en la que era atendida sufriera un desperfecto mecánico. | Fuente: RPP Noticias

Una mujer falleció este jueves a causa de un paro cardiaco dentro de una ambulancia de los Bomberos que quedó varada en la cuadra 6 de la avenida José Granda, San Martín de Porres, tras sufrir un desperfecto mecánico.

Según informó el brigadier de la Comandancia de los Bomberos de San Martín de Porres, Marco Pozo, la mujer sufrió un primer paro cardiaco en su domicilio por la impresión que le generó el sismo de magnitud 5.5 ocurrido en Cañete y que fue sentido en parte de la costa central del país.

“Extraoficialmente nos han comunicado que, a consecuencia del sismo, la señora ha sufrido alguna descompensación. Cuando ha llegado la ambulancia de los Bomberos con los efectivos, la señora me indican que estaba incluso inconsciente, se ha procedido el traslado”, sostuvo a RPP Noticias.

Atención de emergencia

Esta señora de 80 años fue encontrada por su hijo, quien llamó a los Bomberos para que la atiendan. Hasta el inmueble ubicado en la calle Filadelfia llegó una ambulancia con una enfermera, efectivo de los Bomberos y el conductor.

La mujer fue reanimada y se le subió al vehículo para llevarla al centro de salud más cercano; sin embargo, la ambulancia sufrió un desperfecto mecánico y quedó detenida, por lo que se solicitó otra ambulancia. Sin embargo, la adulta mayor sufrió un nuevo paro cardiaco y no resistió.

Respecto del desperfecto mecánico que sufrió la ambulancia, el brigadier indicó que dicho vehículo no había presentado fallas anteriormente. Precisó que se solicitó un nuevo vehículo, pero por la hora punta demoró en llegar.

“La ambulancia ha estado en buen estado y hemos estado trasladando a esta paciente, pero sufrió una falla mecánica que puede ocurrirle a cualquier vehículo, se pidió apoyo a otra ambulancia que llegó, pero ya la persona había fallecido”, indicó.

Hasta el lugar llegaron efectivos de la Policía Nacional y se espera la llegada de un representante del Ministerio Público para proceder al levantamiento del cadáver de la adulta mayor.