Kayfex, Renata Flores y Liberato Kani son las voces que fusionan ritmos andinos con urbanos. | Fuente:

Son parte de la generación que nació con la Internet y adicta a las redes sociales. Sus páginas de Facebook superan los 10 mil seguidores y escuchan ritmos urbanos, hip hop y trap. También los cantan... en quechua. Renata Flores y Liberato Kani (Ricardo Flores) buscan proteger una lengua hablada por casi 4 millones de peruanos; mientras que Kayfex (Luis Dallamont) fusiona los nuevos ritmos con sonidos andinos. Ellos son los pioneros de un nuevo movimiento que, poco a poco, espera crecer y ser escuchado en cada rincón de la Tierra. 

UN SONIDO UNIVERSAL

A los 13 años, el ayacuchano Luis Dallamont descubrió un mundo que lo deslumbró: el de la fusión de ritmos andinos con universales. Ese es el camino que ha seguido en la música y que la ha permitido firmar un contrato con la disquera multinacional Warner Chappel Music. "Mi trabajo les pareció particular y les parece que puede convertirse en un sonido universal. Ahí apunto", comentó a RPP Noticias.

Así como ellos, Kayfex (como se le conoce profesionalmente) cree que la fusión de ritmos es el camino a seguir: "ese es el futuro y ya lo estamos haciendo ahora. Estoy tratando de que el sonido peruano se vuelva universal", agregó.

El futuro pinta bien para el músico, que ha colaborado con Renata Flores en los temas “La Tijera” y “Mirando a la misma luna”. Él estuvo en Miami (EE.UU.) trabajando con productores de Jennifer Lopez Natti Natasha. A no perderlo de vista.

EL QUECHUA: PRESENTE Y FUTURO

Se hizo conocida por versionar temas de Michael Jackson y Alicia Keys en quechua, pero su talento llevó a Renata Flores a preparar su primer disco con letras originales en el que ─por supuesto─ fusionará el quechua e instrumentos andinos con el trap y otros ritmos modernos. 

La joven ayacuchana, de 18 años, tiene claro el objetivo detrás: llegar a los niños y jóvenes que se muestran desinteresados por la lengua andina. "Algunos lo ven como algo del pasado, que no está de moda, o tienen miedo a ser discriminados. Quiero que puedan ver el quechua como el presente y futuro", sostuvo. Y parece estar funcionando. La cantante dice que varios profesores le han confiado que con su música incentivan a sus alumnos a aprender el idioma.

Dejar de cantar en quechua no es algo que tenga pensado ya que forma parte de su identidad, sería desarraigarse. Con su música, Renata Flores pretende que recordemos y nos sintamos orgullosos por el pasado ancestral. Si hablamos de futuro, ella lo encuentra en la música fusión (quechua con trap, rap, hip hop, etc.) y espera que más artistas se sumen a este movimiento en formación. Esa sensación de ser la única debe desaparecer. 

LA REVOLUCIÓN

Dos hitos han marcado la carrera musical de Liberato Kani: cuando se subió al escenario del Gran Teatro Nacional (2015) y la gira por ocho países, entre Europa y América, que realizó en el 2018. "Hasta ahora no me lo creo... viajar haciendo rap en quechua", dice. Con su música fusión de ritmos andinos, afroperuanos y urbanos, Ricardo Flores (su verdadero nombre) busca proteger una lengua hablada por alrededor del 12% de peruanos. 

"Trabajos como el mío o el de Uchpa tienen como fin que no se apague la voz de las lenguas originarias. También se quiere revolucionar, no quedarse como un mensaje de protesta sino innovar con la música. El quechua suena tan bien como cualquier otro idioma en el mundo", recalca el músico que aprendió la lengua de su abuela apurimeña. 

En su trayecto, ya ha lanzado su primer disco "Rimay Pueblo" y prepara el segundo, ha escuchado comentarios negativos como que está yendo contra lo autóctono al mezclar quechua con rap. Liberato Kani no les hace caso, solo le interesaba lo que diría su padre que es un artista tradicional y danzante de tijera. Claro, fueron buenos comentarios.

¿Qué opinas?