Elecciones 2021: La promesa del agua para todos y el problema de acceso que todavía no tiene solución

Según el INEI el 23.7% de peruanos que vive en zonas rurales no cuenta con agua por red pública, y el 28.6% solo recibe agua por horas. En el Perú, más de 3 millones de personas no tienen acceso a este recurso. ¿Y la promesa del agua para todos? Expertos opinan acerca de cómo deberían los candidatos a las Elecciones 2021 abordar el tema.

Según el INEI, el 28,6% de la población peruana solo tiene agua por horas
Según el INEI, el 28,6% de la población peruana solo tiene agua por horas | Fuente: Andina

El gobierno del presidente Francisco Sagasti declaró el Estado de Emergencia en 181 distritos de Tumbes, Piura, Lambayeque, Cajamarca, La Libertad y Áncash, por un periodo de 60 días, mediante el Decreto Supremo N°185-2020-PCM. Esta medida ya se había dado tres meses atrás por la gestión de Martín Vizcarra, y la causa que señalan las autoridades es la misma: déficit hídrico, es decir, falta de agua debido a la ausencia de lluvias.

A esta situación se debe sumar, sin embargo, la falta de acceso al servicio de agua potable. Según el informe Perú: Formas de Acceso al Agua y Saneamiento Básico, del Instituto Nacional de Estadística e Informática (INEI), 9.2% de peruanos no cuenta con red pública de agua, es decir, alrededor de 3 millones de personas se abastecen mediante camión-cisterna, pozo, río, acequia, manantial u otras fuentes. La promesa del agua para todos suena como una lejana propuesta de campaña que jamás se cumplió.

En el documento publicado en junio por el INEI se muestra que durante el último año persiste una brecha de abastecimiento de agua entre la zona rural y urbana. Mientras que el 5.2% de la población urbana es afectada por la falta de agua, en la zona rural esta diferencia se eleva al 23.7%

Y la cosa se complica más, pues contar con una red pública de agua potable no garantiza tenerla de manera permanente. Según el INEI, el 28,6% de la población solo tiene agua por horas. “El 7.3% tienen entre 1 a 3 horas diarias; el 8.6% entre 4 y 7 horas; el 7.1% entre 8 a 12 horas; el 3.8% entre 13 a 17 horas y el 1.8% entre 18 a 23 horas diarias”, precisa en el informe.

Actualmente se realizan obras de captación de agua en Moyobamba, lo cual permitirá abastecer a esa ciudad.
Actualmente se realizan obras de captación de agua en Moyobamba, lo cual permitirá abastecer a esa ciudad. | Fuente: Andina

En este sentido, en las regiones de Áncash, Ucayali, Lima, Lambayeque, Piura, La Libertad, Ica y Tacna, más del 47% de la población tiene el servicio por horas. Les siguen Arequipa, Huánuco, Lima provincia, Pasco, Madre de Dios, Huancavelica, Moquegua, Ayacucho y Amazonas.

¿Qué pasa con la gestión del agua en el país? ¿Nos estamos quedando sin este recurso? ¿Qué deberá enfrentar el próximo gobierno elegido el 11 de abril?

DÉFICIT Y BRECHAS

Respecto al déficit hídrico, Óscar Ávalos, especialista en evaluación de recursos hídricos de la Autoridad Nacional del Agua (ANA), indica que se trata de un evento temporal que se caracteriza por la falta de lluvias, comparado con un año normal. “Lo que significa que estamos en un año hidrológicamente seco”, dijo a RPP Noticias

Por ello, explicó que con las medidas de emergencia decretadas se busca garantizar el agua para consumo humano frente a otros usos. Es decir, el Perú no necesariamente se está quedando sin agua.

Sin embargo, lo que sí es un problema constante es la falta de acceso al agua. Más del 90% de este recurso se encuentra en la Amazonía y solo el 2% está en la costa, donde se concentra el 66% de la población.

Este fenómeno ha hecho que los servicios de agua potable se orienten a cerrar la brecha de abastecimiento de la población urbana, en desmedro de la población rural. Y aquí aparece una segunda paradoja: si bien en las zonas rurales medias y altas de las cuencas se encuentra agua natural o cruda, hay muy poca agua potable”, explica el vocero de la ANA.

Por otro lado, Carla Toranzo, de la Alianza para la Gestión Sostenible del Agua, señala que el problema del acceso va más allá del territorio, la población o la cantidad de agua. “Yo diría que la principal causa [de falta de agua en zonas rurales] es un tema de infraestructura. Eso no quita que tengamos que prevenir, construir reservorios para guardar agua y también agua para agricultura, que son actividades tan relevantes en la costa”, comenta.

De la Autoridad Nacional del Agua señalan que si bien en las zonas rurales medias y altas de las cuencas se encuentra agua natural o cruda, hay muy poca agua potable.
De la Autoridad Nacional del Agua señalan que si bien en las zonas rurales medias y altas de las cuencas se encuentra agua natural o cruda, hay muy poca agua potable. | Fuente: Andina

Pese a los problemas antes señalados, Rosa María Alcayhuaman ve el vaso medio lleno y considera que, respecto a décadas anteriores, hay resultados positivos.

“Hay una evolución bastante positiva si hablamos en términos de números. En el 2012 por ejemplo el acceso al agua era de 40% aproximadamente y al 2019 hablamos de casi un 76% de acceso”, comentó la oficial nacional del Programa De Cooperación Suiza, que apoya al Estado peruano en gestión sostenible del agua. Remarcó, sin embargo, que la brecha aún es muy marcada por aspectos tecnológico, financiero, de calidad de agua, capacidad, sostenibilidad y poblacional.

EL AGUA EN CAMPAÑA

Este es el escenario que encontrarán los próximos candidatos de las Elecciones 2021. Con ellos también llegará una larga lista de promesas que deberán hacerse realidad.

“Todos los políticos, candidatos a la presidencia o al Congreso de la República, siempre visitan las regiones y los pueblos donde no hay agua. Y cuando llegan al gobierno se olvidan de realizar los proyectos”, comenta Abel Cruz, fundador de la Asociación Peruanos Sin Agua, en referencia a las obras de reservorios y recargas hídricas que han quedado postergados.

Expertos coinciden en que no necesariamente hay ausencia de agua en el Perú, sino que no hay buena infraestructura para llevarla a las zonas rurales.
Expertos coinciden en que no necesariamente hay ausencia de agua en el Perú, sino que no hay buena infraestructura para llevarla a las zonas rurales. | Fuente: ANDINA

La falta de obras podría generar más problemas. Este es el caso de Lima, donde, según Abel Cruz, se necesita alrededor de 750 millones de metros cúbicos de agua en 'stock' al año. “En la actualidad solo se tiene 350 millones de metros cúbicos en 'stock'. Esto se traduce en que muchos asentamientos humanos de Lima y Callao tienen agua potable para consumo humano los 365 días del año, como en Miraflores y La Molina. En otros distritos solo tienen agua por horas o por piletas”, afirma.

Ante esas promesas que desaparecen con el tiempo, Alcayhuaman, por su parte, destaca que se está trabajando un nuevo Plan Nacional de Saneamiento hasta el 2025 bajo un marco en el que se reconoce el acceso al agua como un derecho humano.

“[El acceso al agua] ya tiene una mirada de acceso universal y con calidad. Por tanto, independientemente de qué gobierno asuma el nuevo periodo creo que ya se está fortaleciendo la política sectorial y esa mirada de largo plazo en términos de acceso y disponibilidad. Eso es un mensaje positivo”, señaló la especialista. Además, reiteró la importancia de la información y participación ciudadana, y la incorporación de diferentes sectores del Estado.

Por otro lado, Toranzo sostiene que los candidatos deben formular soluciones tecnológicas e innovadoras, optimizar normativas en el sector público y mejorar los procedimientos. “Se tendría que preguntar a los candidatos qué porcentaje del presupuesto nacional invertirían en grandes obras de agua y saneamiento. Pero más allá de la inversión, creo que se trata de unos retos de gestión”, indica.