Carlos Lozada
Carlos Lozada, ministro de Transportes y Comunicación, indicó que no se aferra al cargo. | Fuente: Andina

Carlos Lozada, titular de la cartera de Transportes y Comunicaciones, se pronunció sobre la investigación formalizada por el Ministerio Público, en la que es cuestionado por una presunta colusión simple en agravio del Estado, pues habría sido responsable del favorecimiento a una constructora en la licitación de una carretera en Puno, cuando era director ejecutivo de Provías.

Al respecto, el ministro indicó que durante todo el tiempo que he trabajó en el Ministerio de Transportes y Comunicaciones no tuvo ningún proceso judicial o sentencia. Sobre el tema, aseguró que ofreció en el pasado una entrevista televisiva en la que aclara lo sucedido.

“Primero quiero aclarar que acá no existe ningún acto de corrupción; segundo, que durante mis años de ejercicio profesional he mantenido siempre una conducta de respeto a las normas y este caso, en especial, no es la excepción”, indicó en declaraciones al diario Perú 21 y agregó que el presidente Martín Vizcarra y el presidente del Consejo de Ministros, Vicente Zeballos, estaban al tanto del caso.

“Este es un proyecto (la construcción de la carretera Checa-Mazocruz en Puno) importante para el país. Hubo un cuestionamiento al procedimiento de firma del contrato, lo cual ameritó que yo dé una entrevista televisiva” refirió y agregó que le ha entregado la documentación correspondiente al premier.

“Aquí lo que tenemos es lo siguiente: hay una empresa postora que se presentó al proceso de la licitación (de la carretera ChecaMazocruz) y no obtuvo la buena pro. Lo que esa empresa está cuestionando son dos temas. Estamos hablando de que no se presentó el RUC y no se registró el número de cuenta interbancario nacional”, explicó.

En esta línea, Lozada aseguró que San José, la empresa ganadora del proyecto, presentó la solicitud del Registro Nacional de Proveedores ante el Organismo Supervisor de Contrataciones del Estado (OSCE), para poder ser participante, postor y contratista, pero con la figura de empresa no domiciliada pues tenía sede en España. “Siendo una empresa extranjera, no es un requisito necesario tener un RUC nacional. Con eso, la empresa está habilitada para presentarse a las obras públicas del Estado”, precisó.

SOBRE EL CÓDIGO DE CUENTA INTERBANCARIO

Al ser consultado sobre la presunta invalidez del código de cuenta interbancario de la empresa San José, el ministro indicó que ésta presentó el código de España.

“Tengo 25 años de ejercicio profesional, he ocupado distintos cargos directivos en el MTC y nunca he tenido ningún proceso ni sentencia. Cuando he ocupado el cargo de director ejecutivo de Provías Nacional, en 2018, emprendimos una lucha frontal contra la corrupción, siguiendo los lineamientos del presidente”, indicó.

Con este propósito, el ministro asegura que se cambió a todos los miembros de los comités de selección, además de la creación de salas especializadas de licitaciones con cámaras de video.

“También dejamos de permitir que se adjudiquen obras por encima del 100% de las bases, porque justamente el esquema de gestión del Club de la Construcción era conseguir obras al 109%. Durante los casi dos años que yo estuve en la dirección de Provías hemos tomado acciones administrativas y penales contra funcionarios inmersos en actos de corrupción”, acotó.

Por otro lado, el ministro aseguró que, hasta la fecha, no ha sido notificado sobre la formalización de la denuncia, además, afirma no tener la resolución de la Fiscalía. “Me he enterado por los medios de comunicación”, comentó. Al ser consultado sobre si cuenta actualmente con el respaldo del primer ministro y del presidente Martín Vizcarra, el ministro evitó responder.

“Yo sigo trabajando, yo no me aferro al cargo. Seguimos trabajando día a día”, acotó.

AMPLIACIÓN DEL AEROPUERTO JORGE CHÁVEZ             

Finalmente, el ministro aseguró que los plazos de la ampliación del aeropuerto Jorge Chávez se están cumpliendo, pues se han logrado solucionar los problemas que existían con los terrenos implicados.

“Eso gatilla una inversión de más de US$1,500 millones entre la construcción de la segunda pista y del terminal, más US$600 millones de la ciudad aeropuerto, que es un área logística. La primera fase de movimiento de tierras empezó desde fines de 2019; luego, se espera que a finales del segundo trimestre se tenga al contratista y en el tercer trimestre empieza la construcción de la segunda pista de aterrizaje y de la torre de control”, mencionó.