Tom Hanks recibió un premio honorífico en los Globos de Oro 2020 y se emocionó hasta las lágrimas. | Fuente: AFP

Tom Hanks vivió un emotivo momento en la ceremonia de los Globos de Oro 2020 luego de recibir un galardón por su amplia trayectoria en el cine. El reconomiento honorífico Cecil B. DeMille ─que en el pasado también lo han recibido Robert de Niro, Harrison Ford y Sophia Loren─ lo recibió de manos de Charlize Theron.

El recordado protagonista de "Forrest Gump" se emocionó al escuchar su nombre y su colega no dudó en declararle su amor de manera pública. En broma, la actriz también se dirigió a la esposa del intérprete, Rita Wilson, para que pusiera una orden de restricción en su contra. 

Tom Hanks soltó algunas lágrimas, durante su homenaje en los Globos de Oro 2020, y agradeció a su familia por el apoyo que le han brindado durante tanto tiempo. "Teniendo una familia como esta me siento bendecido. Una esposa fantástica que me ha enseñado lo que es el amor. Hijos muchos más sabios que su padre y ellos han aguantado teniéndome lejos por meses. Si no hubiera sido así, no estaría aquí. No saben cuánto significa su amor para mí".

Además, agradeció a sus compañeros de la industria del cine quienes fueron su fuente de inspiración. "Si uno no se roba algo de la gente con la que trabaja, no avanza. Y yo he robado de gente que necesita un solo nombre como Meryl, Denzel, Antonio, Meg, Julia, Sally Field... He mejorado viendo el ejemplo de algunos de los más grandes actores que hayan pasado por los escenarios". 

Al dar ese emotivo discurso, Tom Hanks lloraba y culpaba a la gripe por la emoción: "No suelo ser muy emocional en casa, es por la gripe, lo juro", aseguró causando risas entre los presentes. 

ANÉCDOTAS

Durante su presentación en los Globos de Oro 2020Charlize Theron compartió una anécdota que tuvo con Tom Hanks. En la película que él dirigió, "That Thing You Do!", la actriz confesó sentirse muy nerviosa ─dada su juventud─ ante la presión por su audición. Sin embargo, tuvo la ayuda del director y actor. 

"Tom Hanks me miró con gentileza y me pidió 5 minutos para volver a hacer la escena. Él no necesitaba 5 minutos, yo los necesitaba. Esos minutos fueron un regalo para mí porque él vio a una actriz joven y nerviosa que no podía enmascarar que tenía un ataque de pánico. Ese es el tipo de hombre que es y por eso lo amamos", contó mostrándose agradecida hasta el día de hoy. 

¿Qué opinas?