El alcalde de Lima, Jorge Muñoz Wells, anunció este lunes que si no llegan a acuerdos en las negociaciones con las empresas a cargo de las concesiones de Línea Amarrilla y Rutas de Lima, cortarán los contratos de estas obras.

En declaraciones a ¿Quién Tiene la Razón? en RPP, Muñoz Wells recordó que este miércoles 24 mostrarán los avances de las negociaciones. “Si los hay, seguiremos con la vida de estos contratos; si no los hay, cortaremos la vida de estos contratos, aunque sea doloroso y cotoso”, aseguró.

Según explicó, la Municipalidad procura evitar esta medida; sin embargo, acotó que “lo que no puede pasar es que alguien se burle de los ciudadanos”.

“Las cargas de esta situación, es decir una mala relación entre una municipalidad complaciente y empresas que han aprovechado esta situación, no se puede cargar al bolsillo del ciudadano”, agregó.

Asimismo, refirió que concretar reuniones con los representantes de las empresas es algo que “no se hizo en las dos gestiones anteriores”, en referencia a las administraciones de Susana Villarán y Luis Castañeda Lossio.

Previamente, el alcalde había informado que no encontraban coincidencias con la firma francesa a cargo de Línea Amarilla, Vinci Highways, la cual se negaba a reducir el costo de los peajes. “Me deja la sensación de que, mientras nosotros vamos por un camino, él está en otro", expresó.

En ese momento, no descartó que, de ser el caso que la concesionaria se niegue a reducir el precio, procedan a anular el contrato.

Restricción por ‘pico y placa’

Muñoz Wells también hizo un balance del primer día de la restricción vehicular conforme a la terminación de la placa de rodaje, denominada ‘pico y placa’.

“En líneas generales, el resultado de hoy fue muy positivo. Tengo reportes de que en las vías donde ya se ha implementado la fluidez es muy grande”, señaló. Aunque reconoció que “hay algunos sitios donde las vías alternas se han cargado un poco”.

Según explicó, los técnicos de la comuna midieron la rapidez de los buses de los corredores complementarios que se vieron beneficiados con esta medida y encontraron que la velocidad pasó de 15 a 20 kilómetros por hora.

Con esta restricción “buscamos romper la inercia, es una oportunidad de innovación social, de hacer que las cosas mejoren". "Debe ser una de las tantas medidas que tenemos que tomar todos”, añadió.

Renegociación de peajes

A mediados de mayo último, Muñoz anunció el inicio de la renegociación de los contratos de peajes suscritos durante las anteriores gestiones con las empresas OAS y Odebrecht, porque “están manchadas de corrupción”.

La legalidad de los contratos de concesión de peajes está en tela de juicio luego de que ambas empresas revelaran que aportaron a las campañas contra la revocatoria de la exalcaldesa de Lima, Susana Villarán, quien a su vez ha confesado que dichos aportes sí se efectuaron.

Vías Nuevas de Lima estuvo a cargo del consorcio Rutas de Lima, integrado por Odebrecht, mientras que la concesión Línea Amarilla (que incluye el túnel debajo del río Rímac) estuvo a cargo de OAS, hoy bajo la representación del grupo Vinci Highways. Entre los dos suman 18 peajes en Lima.

¿Qué opinas?