El mandatario Martín Vizcarra junto al titular del Consejo de Ministros, César Villanueva. | Fuente: Foto: Presidencia Perú

El mandatario Martín Vizcarra acudió a la sede del Congreso la tarde de este jueves y presentó diversos proyectos de ley para reformar el sistema político.

"Esperemos que dado el sentido de urgencia por reformar nuestra justicia y la política, den un trato preferencial, un trato rápido, para pasar por la legislatura del Congreso y que puedan ser puestos en consideración de la ciudadanía a través de referéndum", dijo en declaraciones a la prensa.

Reelección de los congresistas

Una de las iniciativas es la que prohíbe la reelección inmediata de los parlamentarios y su finalidad es "priorizar la renovación de los representantes de los departamentos del país, y la renovación política que considere demandar la ciudadanía".

El proyecto modifica el artículo 90 de la Constitución Política, a fin de que el texto señale que "los congresistas no pueden ser reelegidos de manera inmediata para un nuevo periodo".

"El presidente de la República, los gobernadores regionales y los alcaldes, al igual que los congresistas, son autoridades elegidas por sufragio directo; sin embargo, tan solo en el caso de estos últimos, persiste la posibilidad que puedan ser reelegidos", dice el documento.

Ante ello, se precisa que se evidencia un tratamiento legislativo diferente "sin una justificación propiamente objetiva". "La omisión constitucional sobre la reelección de los congresistas resulta contradictoria y rompe el esquema previsto para las demás autoridades de 'elección popular directa y universal'", remarca el dispositivo, que lleva la firma de Martín Vizcarra y el titular del Consejo de Ministros, César Villanueva.

"Sobre la base del derecho a la igualdad consagrado en la Constitución Política del Perú, es necesario que la no reelección se aplique también para los congresistas de la Republica", se argumenta en el proyecto.

Financiamiento de las organizaciones políticas

Este proyecto tiene como objeto garantizar la transparencia e integridad de los aportes que reciben las organizaciones políticas, en periodos de comicios. En los últimos años, se ha denunciado presuntas entregas de dinero de la multinacional Odebrecht a los principales partidos políticos del país durante las elecciones presidenciales de 2011 y 2016.

"En el Perú, algunos de los más emblemáticos casos de corrupción recientemente detectados en el país han tenido su origen en aportes de campaña poco transparentes, por su carácter anónimo, informal (no declarado ante las autoridades competentes) o ilícito", se aduce.

El proyecto, que modifica el artículo 90 de la Carta Magna, establece que "las organizaciones políticas están obligadas a rendir cuentas sobre sus ingresos y gastos en periodo ordinario y durante la campaña electoral". 

"Los aportes deben recibirse a través del sistema financiero, conforme a ley. Los aportes no declarados por las organizaciones políticas se presumen de fuente prohibida. Además de recibir aportes privados con los topes y modalidades establecidos, solo pueden recibir fondos públicos producto del financiamiento público directo e indirecto", precisa.

De igual modo, se señala que "las organizaciones políticas están prohibidas de recibir, de manera directa o indirecta, aportes anónimos, de origen ilícito o de personas naturales condenadas por delitos contra la administración pública, tráfico ilícito de drogas, minería ilegal, tala ilegal, trata de personas, lavado de activos, terrorismo o crimen organizado".

La bicameralidad

La tercera propuesta presentada por el Ejecutivo plantea la bicameralidad en el Congreso de la República "para fomentar la igualdad de participación política de mujeres y hombres, y de propiciar una mejor representación regional". Considera que el unicameralismono no ha sido un modelo adecuado para la realidad política peruana y su crisis de legitimidad lo pone de manifiesto.

El proyecto modifica más de 40 artículos de la Constitución y en él se señala que "no supone un aumento significativo del presupuesto del Parlamento". Además, se asegura un Congreso más representativo y de mayor calidad.

De acuerdo con el documento, el modelo unicameral "ha facilitado una precipitada e irreflexiva labor parlamentaria o incluso en un exceso en el ejercicio del poder. En ese sentido, sostiene que la bicameralidad fortalece la democracia constitucional, al ajustarse conforme al principio de equilibrio de poderes.

"Se procura mejorar el funcionamiento de las labores legislativas, de control y representación, así como remontar la credibilidad de la opinión pública en el Congreso de la República, con la incorporación de la Cámara de Senadores y de Diputados", dice el proyecto, donde además se agrega que "permite que las funciones inherentes al Poder Legislativo sean cumplidas de manera adecuada debido a que se genera un espacio de reflexión en la Cámara de Senadores, que facilita la mejora respecto a la calidad de las leyes, al actuar esta última como espacio de revisión de lo adoptado por la Cámara de Diputados".

0 Comentarios
¿Qué opinas?